La diabetes, efectos, síntomas y soluciones

Como información general, deberíamos saber que la diabetes es una enfermedad en la que los niveles de glucosa, de azúcar en la sangre, están por encima de lo recomendado. La glucosa se introduce en el organismo a partir de los alimentos que se ingieren, por lo que una vez diagnosticado por un médico este problema, deberemos comenzar a controlar la cantidad de azúcar que llevan los alimentos que tomamos.

La insulina es la hormona que facilita que la glucosa entre a las células para suministrarles energía. Los tipos de diabetes son; diabetes tipo 1, en  la que el cuerpo no produce insulina, y la diabetes tipo 2, la más común, con un 90% de los casos, cuando el cuerpo no produce o no usa la insulina de manera correcta. Sin suficiente insulina, la glucosa permanece en la sangre.

Efectos

Con el tiempo, este exceso de glucosa en la sangre, comienza a causar problemas, que si no se detienen o se tratan,  llegarán a convertirse en peligrosos. Como ejemplo, podemos citar que este exceso de azúcar en sangre puede dañar:

  • Los ojos
  • Los riñones
  • Los nervios
  • El aparato digestivo
  • El corazón, produciendo ataques y otros problemas cardíacos
  • El cerebro, con posibles derrames
  • Los dientes y las encías, con sangrado, enrojecimiento e hinchazón

Las mujeres embarazadas también pueden desarrollar diabetes, la llamada diabetes gestacional.

Síntomas

Es importante comprobar, mediante un análisis de sangre, si se tiene diabetes. En cuanto tengamos la más mínima duda sobre si somos víctimas de esta enfermedad, debemos acudir al médico, sobre todo cuando tengamos los síntomas siguientes:

  • Frecuencia en orinar (fenómeno de la cama mojada en los niños).
  • Sensación de hambre inusual.
  • Sed excesiva y constante.
  • Debilidad y cansancio, sin motivos.
  • Pérdida de peso repentina.
  • Irritabilidad y cambios del estado de ánimo.
  • Sensación de malestar en el estómago y vómitos.
  • Vista nublada.
  • Cortes, arañazos y rasguños que no se curan, o se curan lentamente.
  • Picazón o entumecimiento en las manos o los pies (calambres).
  • Infecciones recurrentes en la piel, la encía o la vejiga (cistitis).
  • Elevados niveles de glucosa en la sangre y en la orina.

Un tipo de prueba, la A1c, también puede comprobar cómo está manejando su diabetes.

Soluciones

El ejercicio, el control de peso y respetar el plan de comidas puede ayudar a controlar la diabetes. En dietapara-diabeticos.com tienes una buena dieta para diabéticos, para controlar eficazmente los niveles de glucosa en el organismo y en dietapara-perderbarriga.com encontrarás la dieta para perder barriga definitiva, ya que existe una relación directa entre el exceso de grasa abdominal y la aparición de diabetes.

También se puede controlar el nivel de glucosa en sangre con los medicamentos que el doctor nosaconseje, ya que cada clase de medicamento disminuye el nivel de glucosa de un modo diferente.

Algunos de estos medicamentos para el tratamiento de la diabetes se han relacionado con un cierto incremento del riesgo de padecer alguna enfermedad del corazón. Es importante, por tanto, conocer bien los riesgos y beneficios de los medicamentos, hablándolo con el médico, antes de empezar cualquier tratamiento.